Pacientes con enfermedad inflamatoria intestinal podrían beneficiarse del cannabis medicinal

0

Al menos 160 mil mexicanos padecen enfermedad inflamatoria intestinal

Cannabinoides pueden reducir dolor abdominal, náuseas y diarrea

Derivados de la planta de cannabis podrían ayudar a mejorar algunos síntomas ocasionados por la Enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII)  –un trastorno autoinmune de causa desconocida que produce inflamación superficial y/o profunda de la pared gastrointestinal– como calambres y dolor abdominal, inflamación de la mucosa del intestino grueso, diarrea crónica, hemorragia rectal, náuseas y falta de apetito, refirió la doctora María Fernanda Arboleda, Directora Internacional de Servicios Médicos en Khiron.

De acuerdo con la también especialista en medicina del dolor y cuidados paliativos, la EII se caracteriza por la inflamación crónica del revestimiento interno del tracto gastrointestinal y engloba dos patologías, la Enfermedad de Crohn (EC), que ocasiona inflamación transmural afectando cualquier región del tracto gastrointestinal, y la Colitis Ulcerativa (CU), en la cual sólo el intestino grueso sufre daño.

“Los componentes del cannabis medicinal, como el delta-9-tetrahidrocannabinol (THC) y el cannabidiol (CBD), son considerados herramientas farmacológicas prometedoras que se pueden integrar al tratamiento convencional de la enfermedad inflamatoria intestinal, para la cual no existe un tratamiento curativo aun”, afirmó la doctora Arboleda Castro.

Para el control sintomático de dichos padecimientos, tanto el CBD como el THC, desempeñan diversas funciones en el sistema endocannabinoide que poseen todos los seres humanos, el cual se encarga de regular y mantener un balance en el organismo. “De hecho, este sistema endocannabinoide cuenta con abundantes receptores y cannabinoides endógenos localizados a lo largo del tracto gastrointestinal, que regulan la motilidad, secreción, inflamación, entre otros, a este nivel”, destacó la especialista.

“En el caso de la enfermedad inflamatoria intestinal, los cannabinoides, principalmente el CBD por su efecto antiinflamatorio, pueden favorecer la reducción de síntomas como dolor y calambres abdominales, diarrea crónica, náuseas y falta de apetito. De hecho, algunos estudios revelan que hasta el 50% de los pacientes que tienen dicha enfermedad admiten haber consumido cannabis para el control de sus síntomas”, agregó.

Adicionalmente, según registros de diversas instituciones de salud, existen aproximadamente 160 mil personas con enfermedad inflamatoria intestinal en México y, aunque el cannabis medicinal podría ser un potencial coadyuvante en el tratamiento de estos padecimientos, cabe resaltar que actualmente ningún producto derivado del cannabis que se encuentre a la venta en México es legal, por lo tanto, no cuenta con un respaldo sanitario.

En este sentido, la doctora Arboleda enfatizó que es fundamental contar con una regulación clara que permita avances en investigación científica en materia de cannabis, y que garantice la seguridad de millones de pacientes en México.  

Leave A Reply

Your email address will not be published.