Salud y Vida

El futuro de la salud es ahora gracias a la tecnología inalámbrica

La era de la Salud Digital 

El uso de tecnologías de la información y del Internet han revolucionado gran parte de nuestras actividades diarias. Lo que hace algunos años parecían sueños remotos, hoy son realidades cotidianas como el uso de la telefonía celular, la mensajería instantánea y las videollamadas. También es común que las personas porten relojes inteligentes capaces de medir su presión sanguínea o calidad de sueño, por ejemplo. El avance de la tecnología de redes 5G y de dispositivos IoT (Internet de las cosas por sus siglas en inglés) les permite a los médicos especialistas estar en un lugar y realizar actividades tan complejas como una cirugía a cientos de kilómetros de distancia.  

Estas innovaciones tecnológicas han dado lugar a la era de la  Salud Digital que es un concepto que se refiere a la gran cantidad de usos de las tecnologías de la información para recabar datos sobre la salud de las personas y potencializar el alcance de los servicios médicos. La Salud Digital comprende, entre otros, el uso de dispositivos portátiles, aplicaciones móviles de salud, sensores para recabar información, registros electrónicos, inteligencia artificial y robots que les permiten a los profesionales de la salud conocer mejor el estado de salud de sus pacientes y mejorar su calidad de vida.  

Gracias al uso de tecnología inalámbrica un cirujano puede operar a un paciente que está a cientos de kilómetros de distancia; sin embargo, para que el procedimiento sea exitoso es crucial que los dispositivos que se utilicen respondan de manera inmediata a las instrucciones que envía el cirujano. Esto es posible gracias al uso de redes 5G que cuentan con una latencia muy cercana a cero por lo que los cirujanos pueden confiar en que las instrucciones que le den a los dispositivos IoT serán ejecutadas de la misma manera que si estuvieran presentes en el quirófano. 

Al respecto, Carlos Perea, Vicepresidente para América Latina en Cradlepoint, compañía líder en el desarrollo e implementación de redes inalámbricas, mencionó “la tecnología inalámbrica como la red 5G trae consigo ventajas que prometen cambiar el modo en que operan los equipos médicos, tanto en clínicas locales, como en hospitales de alta especialidad, e incluso en movimiento, como en las ambulancias. Además de una enorme cantidad de dispositivos médicos IoT como oxímetros o glucómetros que permiten a los doctores monitorear a los pacientes, la tecnología inalámbrica es esencial para recabar datos de triage, comunicar ambulancias y centros de salud,  dar consultas remotas, o montar hospitales enteros en casos de emergencia”. 

El futuro de la medicina en México 

Lo que anteriormente era una visión del futuro ahora es una realidad tangible en México ya que hace algunas semanas se llevó a cabo la primera cirugía cardiaca remota en el país a través del uso de tecnología 5G y dispositivos IoT. La intervención fue llevada a cabo por cinco cirujanos que trabajaron a distancia en coordinación con un especialista en el quirófano apoyado de su personal; la operación duró 5 horas y se llevó a cabo gracias a un equipo remoto específico para cirugía cardíaca, trabajando en un entorno especializado 5G. El procedimiento, que tuvo un consumo de datos de alrededor de 15 gigabytes en total, es posiblemente la primera cirugía de este tipo  que aprovecha la MedTech y la colaboración de alto nivel en lugares remotos en el país, utilizando la tecnología 5G que facilita la conexión de un mayor número de dispositivos al mismo tiempo y con una mayor velocidad, haciendo posible la transmisión de grandes volúmenes de datos. 

La mejoría en la conectividad que brinda el uso de la red 5G va más allá de las intervenciones quirúrgicas de alta complejidad y también abre un gran abanico de posibilidades para el acceso a la telemedicina. El estudio Médic@ Digital en México publicado recientemente por la Fundación Mexicana para la Salud A.C. (FUNSALUD) reveló que de 2000 médicos encuestados, el 45% de los realiza consultas virtuales. Asimismo, el 71% de los médicos respondió que recomienda o prescribe a sus pacientes el uso de algún dispositivo o gadget para monitorear sus signos vitales y niveles como básculas, oxímetros, podómetros, otoscopios, estetoscopios y glucómetros. Para Carlos Perea “la posibilidad de conectar de manera más eficiente a los equipos de trabajo, en sectores tan importantes como la salud, permite que sus actividades sean más rápidas y flexibles. Al mismo tiempo, esto tiene el potencial de transformar la manera en que los médicos y especialistas en la salud intaractúan con sus pacientes y monitorean su estado de salud.” 

Este incremento en el uso de la tecnología médica y la adopción de una mejor infraestructura de comunicación inalámbrica se verá potencializado en la medida en que médicos y pacientes mexicanos tengan mayor conectividad y exploren las posibilidades que ofrecen los dispositivos IoT. El uso de la tecnología inalámbrica puede hacer más eficiente a nuestro sistema de salud ya que ayuda a acortar las distancias y disminuir la saturación de los servicios sanitarios. Ello se traduce no solo en vidas salvadas sino en mejores condiciones laborales para nuestros profesionales de la salud y un mayor aprovechamiento de los recursos disponibles. Gracias a los avances de la tecnología inalámbrica, las barreras al acceso a los servicios de salud se convertirán en un obstáculo del pasado.

Discover more from SaludyVida.Tips

Subscribe now to keep reading and get access to the full archive.

Continue reading