Contour destaca los 5 mitos más frecuentes en el automonitoreo

0

• El automonitoreo de glucosa es herramienta clave para el control de la diabetes1 te ayuda a saber cómo responde tu cuerpo a la insulina, medicamentos, alimentos, ejercicio o en situaciones fuera de lo normal
• Actualmente, existen diversos mitos que hacen que impactan directamente en la efectividad del automonitoreo
• Incorporar la medición de los niveles de glucosa a través de un glucómetro podría ser un aspecto a considerar en la consulta médica se viva o no con diabetes

Vivir con diabetes requiere de cuidados específicos, entre ellos el control de los niveles de glucosa, a pesar de ser una enfermedad con alta prevalencia se estima que 5 de cada 10 casos2 no llevan medidas de control alguna. Existen diversos mitos sobre el automonitoreo que impactan directamente sobre su efectividad, esta vez queremos contarte la realidad sobre ellos para que decidas incluirlo en tu vida de una forma adecuada.
La diabetes es una condición progresiva que requiere de un buen control pues en ésta se presentan variaciones en los niveles de glucosa a lo largo del día, por ello, es importante mantenerlos en un rango ideal que va de 80 y 130 mg/dl en ayunas y menor a 180 mg/dl dos horas de los alimentos (postprandial)3 para evitar complicaciones que pueden afectar la calidad de vida.

El automonitoreo, además de que ayuda a tomar decisiones sobre los alimentos, cuánto medicamento administrarse y si es posible realizar alguna actividad física, también permite percatarse si se presenta hipoglucemia o hiperglucemia para así actuar inmediatamente de manera asertiva y responsable. Afortunadamente la tecnología ha avanzado creando sistemas que hacen más sencilla esta práctica como lo es el glucómetro CONTOUR®PLUS que permite al paciente obtener sus resultados de una forma ágil y segura.

El Dr. Aldo Ferreira, especialista en endocrinología, destacó que el automonitoreo de glucosa debe ser considerado como una herramienta clave a la que el paciente pueda recurrir para conocer sus niveles y contribuir al control de su diabetes, “es importante recordar que el conocimiento de los valores empodera e independiza para decidir y actuar, de igual manera es una guía para que nosotros como médicos ajustemos el tratamiento”.

Sabemos que la diabetes tipo 1 varía de la diabetes tipo 2, sin embargo, en ambas es necesario el automonitoreo, por ello, queremos romper con los mitos que se encuentran alrededor de esta práctica necesaria para vivir plenamente con diabetes:

  1. Si una persona se siente bien monitoreándose escasas veces, es suficiente.4 Una persona que vive con diabetes idealmente se debe automonitorear entre 4 y 7 veces al día5, esto para tener conocimiento de los niveles de glucosa en momentos clave, se debe realizar en ayunas, dos horas después de cada alimento (posprandial) y antes de dormir, esto con motivo de saber qué beneficia o perjudica a la condición. De acuerdo con el tipo de diabetes presentado, el médico indicará la regularidad para llevar a cabo esta práctica.
  2. La muestra de sangre solo puede obtenerse de las yemas de los dedos.
    Los especialistas recomiendan pinchar los laterales de las yemas de los dedos por ser la zona más práctica para obtener una muestra de sangre funcional, Sin embargo, ésta no es la única área en la que se puede realizar, por ejemplo, en los neonatos pueden obtenerse muestras de la piel de las rodillas, se ha demostrado que es menos doloroso y los resultados siguen siendo seguros.6 Si se realiza en los dedos la recomendación es rotarlos para permitir la recuperación
    del tejido y evitar el desarrollo de fibrosis que en un futuro pudiera hacer más difícil la obtención de sangre.
  3. El automonitoreo duele. El automonitoreo por sí mismo implica una pequeña punción que pudiera provocar incomodidad, sin embargo, es necesario conocer nuestro cuerpo y sensibilidad para así ajustar la profundidad del punzor y que no nos lastime al momento de obtener la muestra. Esta práctica se realiza múltiples veces al día, según el tipo de diabetes y en alguno de estos momentos la prueba podría marcar error por falta de sangre en la tira, haciendo necesario repetir el procedimiento, lo que frustra al paciente por tener que realizar un
    doble pinchazo y usar otra tira reactiva. Por ello, la tecnología de Segunda- Oportunidad® de Muestra llega a auxiliar al paciente, permitiéndole colocar más sangre en la misma tira en un rango de 30 segundos sin volver a picarse y sin desperdiciar material.
  4. La administración de medicamento sustituye el automonitoreo.
    Dependiendo del tipo de diabetes y la fase en la que se encuentre el paciente, los medicamentos varían, aunque el objetivo de la administración de estos pueda ser el control de la condición, llevar un registro de los niveles de glucosa también ayuda a que el especialista pueda ajustar el tratamiento o bien que los pacientes, en su mayoría
  5. tipo 1, puedan decidir la cantidad de insulina a inyectar No es necesario llevar un registro de los resultados del automonitoreo
    Tener un registro de los niveles de glucosa permite percatarnos si estamos llegando a las metas establecidas, pero sobre todo contribuye a detectar qué afecta estas variaciones, es decir, ayuda al autoconocimiento del paciente. Con el registro en conjunto con el médico se pueden identificar patrones y así tomar decisiones adecuadas para ajustar tratamiento y mejorar la glucosa en sangre.

“La educación en diabetes es un arma que permite devolverle la calidad de vida a los pacientes, nosotros como especialistas debemos asesorarlos y auxiliarlos en este camino, romper con la información errónea o las falsas creencias contribuirá a un control adecuado a partir de decisiones responsables e informadas” concluyó el Dr. Aldo Ferreira.
Además, el especialista destacó que debido a la alta prevalecía de diabetes en el país, sería importante considerar la medición de glucosa en las consultas médicas, para detectar posibles anomalías de los valores. “En México, un país con alto índice en sobrepeso y obesidad, con población genéticamente susceptible a desarrollar diabetes tipo 2, la medición de los niveles de glucosa capilar deberían considerarse en cualquier consulta médica”.
Ahora que ya conoces la verdad sobre estos mitos, te invitamos a incluir el automonitoreo de glucosa a tu vida, recuerda que esta práctica es un recurso útil para saber si se necesita o no hacer algún cambio en el tratamiento y permite asumir el control de las situaciones que influyen en los resultados. Cabe destacar que es muy importante visitar al médico para darle un adecuado seguimiento a la condición.

1 Control de la diabetes, American Diabetes Association. Disponible en: http://archives.diabetes.org/es/vivir-con-diabetes/tratamiento-y-cuidado/el-control-de-la-glucosa-en-la-sangre/control-de-la-glucosa.html
2 ENSANUT “Informe Final de Resultados 2016”, disponible en: https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/209093/ENSANUT.pdf
3 Cómo medir la glucosa en sangre, American Diabetes Association. Disponible en: http://archives.diabetes.org/es/vivir-con-diabetes/tratamiento-y-cuidado/el-control-de-la-glucosa-en-la-sangre/cmo-medir-la-glucosa-en-la.htmlControles para un seguimiento de glucosa en sangre, American Diabetes Association. Disponible en: http://www.diabetes.org/es/vivir-con-diabetes/tratamiento-y-cuidado/el-control-de-la-glucosa-en-la-sangre/cmomedir-
la-glucosa-en-la.html
5 Manual del automonitoreo de la Asociación Latinoamericana de Diabetes, ALAD. Disponible en: http://www.alad-americalatina.org/wp-content/uploads/2016/10/AUTOMONITOREO-PARA-DIABETES.pdf
6 Castilla María y Calzada Ramón, Knee skin pricking to monitor capillary blood glucose is less painful than

finger pricking in children with type 1 diabetes, Research Society for Study of Diabetes in India, 2013.

Leave A Reply

Your email address will not be published.